Rise, cazadora de sangre: Morder sin colmillos

  • DIRECTOR: Sebastian Gutierrez
  • GUIÓN: Sebastian Gutierrez
  • MÚSICA: Nathan Barr
  • FOTOGRAFÍA: John Toll
  • REPARTO: Lucy Liu, Robert Forster, Michael Chiklis, Carla Gugino, James D'Arcy, Mako

Me encantan los vampiros, todo su universo y toda su iconografía, soy así de friki, no puedo evitarlo. Por eso, cada vez que alguien se atreve a actualizar, o cuando poco a tocar simplemente el mito, ya me salen las uñas (o mejor, los colmillos) para ver qué tropelías le van a hacer a los pobres inmortales que han de preservarse mordiendo el cuello de bellas mujeres a la luz de la luna. Sobre el papel, todo hacía pensar que estábamos ante una nueva aproximación a los chupasangre, con elementos interesantes: una periodista se cruza sin querer con una casta de vampiros, y a su vez la convierten en uno de ellos, comenzando una venganza sin precedentes dentro de sus filas, y encima, ayudada por un policía que ha perdido a su hija. El arranque, además, no podía ser más prometedor, con hallazgos visuales y estéticos (algunos sacados de "El Ansia", como el colgante con que matan a sus víctimas) de lo más interesante. El problema es que el venezolano Sebastian Gutierrez paulatinamente va perdiendo fuelle y creando situaciones de lo más increíble, que terminan por lastrar el resultado final. Aunque ha realizado interesantes guiones (recordemos, ha adaptado "The Eye", escrito "Gothika", aunque también figura en su deshonra haber firmado "Serpientes en un avión") y dirigido su primer film "El Beso de Judas", con su novia Carla Gugino y Alan Rickman, producido por la HBO, en su segunda aproximación ha titubeado demasiado: no ha sabido decantarse por un film de estilo, y si apostar por algo mucho más comercial, quedándose en un terreno de nadie; a veces demasiado relamido, y otras demasiado tosco. Es una pena, porque tiene momentos brillantes. Incluso la dirección de actores en "Rise, cazadora de Sangre" es irregular, ya que mi adorada Lucy Liu compone un personaje excelente -con notas entre "Blade" y "Buffy"-, aunque tiende inexplicablemente a la sobreactuación. El televisivo Chiklis realiza un esforzado personaje, pero tampoco resulta convincente, como a la postre podemos calificar el cómputo final de esta cinta voluntariosa, pero fallida. ¿Vampiros que muerden sin colmillos?¿De qué y de cuando?

TRAILER

No hay comentarios: