Bajan la asistencia general y la recaudación del cine español

A falta de conocer los datos oficiales del Instituto de las Ciencias y las Artes Audiovisuales, las previsiones ya dejan claro un dato que nos esperábamos: 2010 ha sido un año nefasto para el cine español, tanto en taquilla general como en los títulos patrios. Según informa El País, la empresa de estudios de mercado Rentrak ha sacado unos datos provisionales en los que comprobamos cómo las salas han perdido un 11% de espectadores y un 2% en recaudación, arreglado en gran medida "gracias" al alto precio de las entradas de películas en 3D. En total, 99 millones de entradas con 655 millones de euros recaudados. España no ha probado aún a embarcarse en las tres dimensiones (lo hará con 'Torrente 4'), así que el abismo es bastante preocupante. En 2009 las películas de producción nacional reacudaron 107 millones, en 2010 no llega a los 70 millones, perdiendo 37,3 millones de euros por el camino. Sólo un 10,8% de la taquilla ha sido para ellos, cuando el año pasado fue un 16% que ya de por sí es para echarse las manos a la cabeza. El presidente de la asociación de productores FAPAE, Pedro Pérez, ha expresado su preocupación, comentando que "nos deberíamos mover en el 20% para temporadas malas y 25% para las buenas". 'Toy Story 3' fue la más taquillera del año con 24,2 millones de euros, mientras que en las diez con mayor recaudación no hay ninguna española. La primera que encontramos es 'Tres metros sobre el cielo' con 8,5 millones de euros. En Europa las cosas han pintado mucho mejor. Italia consiguió un 11% más de espectadores, Alemania y Turquía también mejoran. Francia vendió un 2,7% más que el año pasado (206,49 millones de entradas), pero las cifras de películas de su producción son algo más bajas, pasando de 36,8% de cuota de mercado al 35,5%.La FAPAE tiene las esperanzas puestas en este año, en el que se estrenarán unas cuantas películas importantes de nuestro cine. Pedro Pérez aprovecha para recordar la necesidad de mejorar la imagen del cine español, y señala a Álex de la Iglesia como modelo a seguir que, "independientemente de todo el jaleo final, sacó a la Academia a la calle".

No hay comentarios: