Aliados: Lo que la verdad esconde

A veces el fenómeno cinematográfico del estreno de una película se ve sobrepasado con otros factores que a la postre, tienen poco que ver con la historia que nos quieren contar. La mayoría de las veces, eso puede ser un gran valor añadido a la cinta de estreno, pero otras puede empañarla de polémicas estériles que le hacen un flaco favor, que es precisamente esto último lo que le ha pasado a "Aliados", con la famosa controversia del divorcio de Brad Pitt con el supuesto romance con Marion Cotillard. Sería una pena que recordáramos esta película precisamente por este dato, ya que estamos ante una muy apreciable film, brillantemente dirigido, con un guión más que aceptable, unas interpretaciones excelentes y un desarrollo apasionante. Es una lástima que el lanzamiento y el marketing de la película se centre casi exclusivamente en una visión de los dos protagonistas que parece que estén posando para una firma de moda, en vez de darnos a entender que estamos ante una película de espías, de verdades a medias, de emociones encontradas, de aventuras...

Zemeckis, uno de los protegidos de Spielberg en los años ochenta del pasado siglo, con una carrera que abarca títulos tan interesantes y míticos como "Tras el corazón Verde", "A quién engaño Roger Rabbit", "Regreso al futuro" (y su saga), "Contact" y sobre todo "Forrest Gump", ahora ha intentado volver al cine más clásico de aventuras, articulando una historia de amor imposible entre dos espías en plena Segunda Guerra Mundial. Para colmo de homenajes, el guión de Steven Knight arranca en la mismísima Casablanca, en plena ocupación nazi de Francia. A partir de ahí, todas las comparaciones son más que obvias, y aunque Pitt y Cotillard no son Bogart y Bergman, lo cierto es que hacen un papel más que digno, con dos interpretaciones realmente buenas.

Pero lo que realmente me gustó de la historia es que aunque pudiera ser más o menos predecible, supo desgranar muy bien a los dos personajes principales y su relación, llena de encuentros y desencuentros, de secretos escondidos y no escondidos. Porque señores, estamos ante el amor entre dos espías... si es que eso puede producirse. Me viene a la memoria precisamente un título (fallido) del propio Zemeckis, "Lo que la verdad esconde", y que viene al pelo con esta historia en la que nada es lo que parece... o sí.

Narrada con convencimiento, profesionalidad y una técnica impecable, quizás ese regusto "vintage" que tenga toda la película y que se respira a cada fotograma sea lo más destacable más allá de todo el batiburrillo digital que tan (mal) acostumbrados estamos ya en la gran pantalla (a pesar que Zemeckis haya realizado dos películas íntegramente realizadas por ordenador como "Polar Express" o "Beowulf", demostrando que los actores reales no pueden sustituirse por versiones digitales). Precisamente por ello sus últimas películas ("El Vuelo", "El Desafío" -The Walk-) sean tan analógicas, al igual que ésta su última película: aquí todo es de verdad, no hay efectos especiales generados por ordenador; si los hay, son de otro tipo. Y si los hay, sencillamente están camuflados para que no lo parezcan.

Porque al final, lo más importante de "Aliados" es la historia de fidelidades e infidelidades que nos cuentan, y cómo puedes anteponer tu propio interés personal y tu vida a unos determinados ideales más o menos impuestos por un país o un ejército. Algo completamente normal que hemos visto en la historia del cine en todos y cada uno de los géneros, desde el western a la ciencia ficción y que ahora Steven Knight nos sirve con este guión no muy espectacular, pero si muy efectivo (lo cierto es que me esperaba algo más de originalidad, sobre todo porque su primera película como director y guionista, "Locke", con un Tom Hardy esplendoroso, fue un experimento deslumbrante y originalísimo...). De acuerdo, no es nada original y tiene cierto regusto a naftalina... pero no obstante, es un trabajo de gran solvencia, que sumado a la solidez de Zemeckis como realizador da como resultado una película quizás no demasiado original, pero si muy bien contada y articulada, con grandes interpretaciones y buenos resultados. 

TRAILER


No hay comentarios: